Ir al contenido

Duronic GHS48 Sistema de cultivo hidropónico 30W - Incluye kit fertilizante - Hasta 8 plantas - LED de espectro completo con 3 modos – 70 bombillas color blanco, rojo y azul

de
€84,99

Duronic GHS48 Sistema de cultivo hidropónico 30W

¿Quieres iniciarte en el mundo de la jardinería, pero no dispones de un espacio exterior para hacerlo? Este sistema hidropónico es muy fácil de usar, ya que permite cultivar tus semillas con agua, la mezcla fertilizante y luz. No necesita tierra ni abono, pues se incluye lo necesario en los semilleros individuales, las cuales están en contacto con el depósito de agua. Tan solo tendrás que llenar el depósito con agua, echar la solución fertilizante suministrada, seleccionar el modo de luz que mejor se adapte a tus plantas y dejar que el mini invernadero haga su magia.
A medida que las semillas crezcan, las raíces crecerán también y alcanzarán mejor el agua. Una ventaja de este sistema de cultivo para interior, es que no tienes que preocuparte del tiempo que haga ni de la humedad que haya. Desde su inicio como semillas hasta la floración, este mini invernadero cubrirá todas las necesidades de lo que plantes 24/7 los 365 días del año. Eso sí, una vez que hayan crecido lo suficiente, tendrás que trasplantar las plantas a macetas más grandes.
Asimismo, para asegurar que la luz que se emite simula a la luz natural, este sistema tiene una lámpara LED de espectro completo, formada por 42 bombillas blancas, 21 bombillas rojas y 7 bombillas azules. La longitud de onda de estos leds favorece al crecimiento y desarrollo de las plantas, es decir, a la fotosíntesis de tus verduras, frutas o hierbas. Como cada tipo de planta necesita una atención diferente, el GHS37 dispone de tres modos diferentes establecidos para elegir el que mejor se ajuste a tus plantas.
Estos son:
-Modo 1: 14 horas encendido, 10 horas apagado.
-Modo 2: 12 horas encendido, 12 horas apagado.
-Modo 3: 16 horas encendido, 8 horas apagado.

Paso 1

Llena de agua los botes fertilizantes A y B.

Paso 2

Agita la mezcla.

Paso 3

Vierte 5 mililitros de cada disolución en el vasito medidor.

Paso 4

Echa la mezcla del vaso en el depósito de agua.

Paso 5

Pon la semilla en el semillero.

Paso 6

Llena el depósito de agua.

Paso 7

Elige el modo de luz que prefieras.

Paso 8

Deja que las plantas echen raíces.